lunes, 23 de febrero de 2015

El ojo diabético

Iformación facilitada por el del Instituto de Microcirugía Ocular de Barcelona (IMO).

LA RETINOPATÍA DIABÉTICA


La diabetes es una enfermedad que afecta al 13% de la población española. Una alta prevalencia que va en aumento y que la convierte en la enfermedad metabólica más frecuente. Un mal control de la patología, que suele avanzar de forma lenta y silencionsa, puede derivar en complicaciones que afectan seriamente a la calidad de vida de estos pacientes cuyo riesgo de pérdida severa de visión es 25 veces superior al del resto de la población.

Una de las principales complicaciones de la diabetes es la retinopatía diabética, una enfermedad que se ha convertido en la primera causa de ceguera irreversible en edad laboral en los paises industrializados aunque es evitable en un 90% de los casos con un tratamiento precoz y adecuado. Por eso son fundamentales las exploraciones periódicas de la retina, que junto con un control metabólico y la adopción de hábitos saludables  evitan pérdidas importantes de visión a causa de la diabetes.

¿Por qué se produce?

La descompensación metabólica de la diabetes daña las células y los vasos sanguíneos de la retina, que se vuelven más permeables y frágiles con el mantenimiento de niveles altos de glucemia. De ello puede derivarse la creación espontánea de nuevos vasos frágiles que sangran (retinopatía diabética proliferativa) opacificando el humor vítreo y disminuyendo la visión de forma generalmente brusca. La acumulación de fluido en la zona central de la retina a causa de las fugas de los vasos sanguíneos dañados da lugar al edema macular, principal complicación de la retinopatía diabética que afecta al 20%de estos pacientes. 
¿Cómo hacer frente a la retinopatía diabética?

SÍNTOMAS
La retinopatía diabética suele ser asintomática en las primeras fases, aunque en estadios avanzados puede tener efectos devastadores para la visión en caso de no ser detectada y tratada a tiempo. Sus síntomas principales son:
  • Visión borrosa y pérdida gradual de la agudeza visual
  • Manchas o "moscas volantes"
  • Sombras o áreas de visión perdidas
  • Dificultades en la visión nocturna
PREVENCIÓN
Se estima que más de la mitad de los pacientes diabéticos con 15 o más años de evolución de la enfermedad presentan algún grado de alteración vascular de la retina y casi todos los que llevan más de 30 años con la enfermedad muestran signos de retinopatía diabética. Para retrasar su aparición o mejorar el pronóstico es fundamental la implicación de los pacientes. Los especialistas recomiendan:

No hay comentarios:

Publicar un comentario